¿Para qué sirven los aliviaderos?

aliviaderosLos aliviaderos son estructuras hidráulicas que cumplen una función importante en el paso del agua hacia los escurrimientos superficiales. Estos se encargan de garantizar la seguridad en este proceso, ya que impiden que se eleve el nivel del vital líquido hacia el punto máximo y ocurra un desbordamiento.
Los aliviaderos son estructuras hidráulicas que cumplen una función importante en el paso del agua hacia los escurrimientos superficiales. Estos se encargan de garantizar la seguridad en este proceso, ya que impiden que se eleve el nivel del vital líquido hacia el punto máximo y ocurra un desbordamiento.
Cuando se trata de una presa, estos mecanismos ayudan a la evacuación del agua y tener un control del nivel de la reserva. Generalmente, la masa que se descarga forma parte de las aguas cercanas a la superficie que se encuentran libres en el embalse, en contraposición a la salida del fondo que sale de manera controlada.
De acuerdo con las necesidades de la planta, los aliviaderos se clasifican en las siguientes categorías:
• Según su situación respecto a la estructura principal: como los vertederos frontales o laterales.
• De acuerdo con los instrumentos que se usan para controlar el caudal vertido: aliviaderos libres porque no son controlados y los que poseen compuertas para regular el paso del líquido.
• Por la pared en que se vierte: perfil hidráulico, pared delgada o gruesa.
• Según la sección por donde está la salida de agua: lineales, rectangulares, trapezoidales, triangulares y circulares.
• Por el funcionamiento al nivel de aguas abajo: ahogado o libre.
Estas estructuras trabajan con piezas llamadas tamices que sirven para separar el material sólido presente, ya que actuará en situaciones de emergencia dejando pasar el líquido a través de este y reteniendo los residuos capturados. Existen varios tipos como el helicoidal, hidráulico, circular, filtrante perforado, clarifloculador circular, autopropulsado, entre otros.
El primer paso hacia la eficiencia: elegir a un buen proveedor
Las plantas que se dedican al tratamiento de aguas residuales necesitan contar con la ayuda de un fabricante especializado, que pueda dar un asesoramiento oportuno en estos temas. De esta manera, tendrán la posibilidad de contar con la tecnología adecuada para cubrir las necesidades particulares de la población.
Alcanzar la eficiencia en este campo es un requisito indispensable porque de esto depende la salud pública y el bienestar de los habitantes de un lugar. Además, permiten evitar situaciones complejas producto del desbordamiento del vital líquido en un espacio determinado.

Cuando se trata de una presa, estos mecanismos ayudan a la evacuación del agua y tener un control del nivel de la reserva. Generalmente, la masa que se descarga forma parte de las aguas cercanas a la superficie que se encuentran libres en el embalse, en contraposición a la salida del fondo que sale de manera controlada.

De acuerdo con las necesidades de la planta, los aliviaderos se clasifican en las siguientes categorías:

  • Según su situación respecto a la estructura principal: como los vertederos frontales o laterales.
  • De acuerdo con los instrumentos que se usan para controlar el caudal vertido: aliviaderos libres porque no son controlados y los que poseen compuertas para regular el paso del líquido.
  • Por la pared en que se vierte: perfil hidráulico, pared delgada o gruesa.
  • Según la sección por donde está la salida de agua: lineales, rectangulares, trapezoidales, triangulares y circulares.
  • Por el funcionamiento al nivel de aguas abajo: ahogado o libre.

Estas estructuras trabajan con piezas llamadas tamices que sirven para separar el material sólido presente, ya que actuará en situaciones de emergencia dejando pasar el líquido a través de este y reteniendo los residuos capturados. Existen varios tipos como el helicoidal, hidráulico, circular, filtrante perforado, clarifloculador circular, autopropulsado, entre otros.

El primer paso hacia la eficiencia: elegir a un buen proveedor

Las plantas que se dedican al tratamiento de aguas residuales necesitan contar con la ayuda de un fabricante especializado, que pueda dar un asesoramiento oportuno en estos temas. De esta manera, tendrán la posibilidad de contar con la tecnología adecuada para cubrir las necesidades particulares de la población.

Alcanzar la eficiencia en este campo es un requisito indispensable porque de esto depende la salud pública y el bienestar de los habitantes de un lugar. Además, permiten evitar situaciones complejas producto del desbordamiento del vital líquido en un espacio determinado.

 

Deja un comentario